EL comportamiento bursatil del oro

Los excesos de liquidez en el mundo y el incremento en la oferta monetaria han causado una devaluación verdadera del papel moneda. Esta situación tan desbalanceada ha generado que en Europa los tipos de interés  estén por debajo de la inflación, es decir que sean negativos. En escenarios de estas características el oro es la única moneda que no está bajo el control político de los gobiernos y por lo tanto no es influenciable por los políticos, convirtiéndose en un refugio en estos tiempos de crisis. Si bien los bonos y las acciones han demostrado que su comportamiento no es tan estable en tiempos inestables y suelen fallar en épocas de gran tensión, por el contrario el oro suele mejorar sus resultados en los portafolios en los que participa, tanto en tiempos de estabilidad como en los tiempos de inestabilidad y ésta ha sido su característica más importante durante los últimos 5000 años, por decir lo menos.

En la historia de la humanidad se ha extraído un total de 153.00 toneladas de acuerdo a los cálculos del World Gold Council, que equivale a un cubo tan alto como la Estatua de la Libertad en Nueva York.  De acuerdo a las estimaciones de la misma institución, las reservas de oro en el mundo no superan las 50.000 ó 60.000 toneladas, lo que equivale a decir de acuerdo a la rata anual de producción minera anual, que aproximadamente entre unos 12 a 15 años se habrá extraído la última onza de oro en la tierra.

Como el oro es la única inversión que es tanto un activo como una moneda, es una de las inversiones preferidas. Son muy escasas las inversiones que pueden convertirse rápidamente en moneda, como lo hace el oro y además, sin penalizaciones, sin condiciones adicionales, sin requisitos especiales y sin tiempos de espera. Esta característica que por supuesto no ha pasado desapercibida a los grandes inversores globales, los ha llevado a realizar importantes compras del metal en cantidades mayores a las que se conocía en el mercado. Este comportamiento del mercado ha desembocado en un aumento paulatino del precio del oro y en unos rendimientos bursátiles fantásticos para los inversionistas, que alcanzan cifras de más de dos dígitos en los últimos años.

El mayor consumidor de oro en el mundo es la  India y el oro tiene un papel preponderante en su sociedad y de acuerdo a los pronósticos demográficos, en un tiempo no muy largo, India superará a China en el ranfking de los países con el mayor número de habitantes, lo que hace suponer que entre estos dos países impulsarán de manera exagerada la demanda de oro. En el caso de China es porque es el país que tiene la tasa de ahorro más alta del mundo.

Commentarios
No hay comentariso enviados.
Añadir comentario
Nombre:
eMail:
Web:
Código seguridad: